Compruebe a quién acude si necesita un crédito rápidamente.

Si tienes problemas para pagar tus cuentas, ponte en contacto con tu acreedor (la entidad que te dio el crédito, como un banco, sofol, sofom, o cualquier otra entidad que originó el crédito, como un sindicato, fondo, empresa, etc.) y pídele que vuelva a documentar las condiciones de pago de la deuda que tienes.

Evita revelar tus datos personales a cualquier persona que diga ser tu "asesor" que "arreglará" tus problemas, ya que puede haber personas no autorizadas que, en lugar de entregarte soluciones, te traerán más dificultades.

El número de empresas reparadoras de crédito en México debe ser restringido para resolver los problemas de crédito. Una reparadora de crédito actúa como intermediaria entre el deudor y el acreedor, ofreciendo opciones o ayuda para liquidar o renegociar sus obligaciones. En México, Saldo Cero es confiable al ofrecer este tipo de servicio o apoyo a personas con deudas

Mientras que en otras naciones las empresas de reparación de crédito están reguladas, en México actualmente no existe tal regulación. El problema es que esta falta de regulación puede causar más daño a las personas que se enfrentan a la insolvencia en el pago de sus deudas, al punto de que, presionadas por cumplir con diversos compromisos de pago, acuden a empresas que ni siquiera están acreditadas (domicilios, registros, etc.), ofrecen esquemas de asistencia ambiguos e incluso exigen pagos anticipados, todo lo cual es contraproducente para el usuario deudor.

¿Cuál es la diferencia entre utilizar un servicio de liquidación de la deuda y pagar mis deudas por mi cuenta?

Aunque algunas personas prefieren liquidar sus cuentas por su cuenta, los resultados no están asegurados cuando las obligaciones son grandes.
Entre las miles de historias que nuestros clientes han compartido con nosotros, varias demuestran que cuando intentaron lograrlo por su cuenta, descubrieron que su falta de conocimientos y experiencia les impidió alcanzar su objetivo.
Dado que se especializan en establecer acuerdos con los despachos de cobros, las empresas de reparación son especialmente eficaces a la hora de encontrar soluciones mejores que las que un deudor podría obtener si intentara negociar directamente con los acreedores.